Por muchos años me ilusionaba al pensar que, con el tiempo, iba a poder tener un diario de solamente BEISBOL, lo cual resultó una idea imposible de realizar. Afortunadamente logré parte de mis sueños al poder armar una página de internet que me permite recordar a los grandes héroes y los momentos inolvidables que ha tenido el rey de los deportes en su glorioso pasado.

Tomás Morales Fernández

lunes, 16 de junio de 2014

DIA A DIA

LOS 56 JUEGOS SEGUIDOS DE
JOE DIMAGGIO DANDO DE HIT

JUNIO 17 DE 1941

Posiblemente este del martes 17 de junio de 1941 fue el máa difícil en l racha de 56 juegos seguidos dando  de hit por Joe DiMaggio ya que se necesitó de un mal bote en una rola al short para que lograra el único imparable en  el partido y llegara a 30 juegos seguidos que impuso nueva marca en el equipo de los yanquis.
En la séptima entrada los Medias Blancas de Chicago ganaban 7-2 y cuando vino a batear DiMaggio llevaba de 2-0, con rola al short  y línea al jardín derecho. Abrió la séptima con una rola violenta por el shortstop pero en el ultimo bote la pelota brincó y le dio en el hombro al torpedero Luke Appling. Ahora todo estaba en manos del anotador oficial, el veterano y famoso cronista Dan Daniel que duró décadas siendo el oráculo de los cronistas de Nueva York en una era que hubo tantos  diarios en la gran ciudad. Era el anotador oficial.
LUKE APPLING


Toda la banca del Yanquis miraba hacia donde se sentaba Dan Daniel en el palco de prensa y que tardó unos segundos más de lo normal para decidir si el batazo era hit o error. Ya el siguiente bateador Charlie Keller se acercaba a la caja de bateo cuando levantó el dedo gordo  de la mano derecha para indicar que el batazo  había sido marcado hit. El único que no miró hacia el palco de prensa fue el mismo DiMaggio que estaba en primera base como si nada estuviera sucediendo. Así  lo describió Phil Rizzuto que decidió poner la mirada  en DiMaggio para ver sus  emociones pero no las demostró ni cuando  fue marcado como hit el batazo.
DAN DANIEL
Todos los cronistas estuvieron de acuerdo con la decisión ya que la rola dio un mal bote y en lugar de ir al guante de Appling fue sobre su hombro. Los llamados hits de piedrita.
En ese mismo séptimo los Yanquis vinieron de  atrás con hit de Keller y base a Joe Gordon pata llenar la casa. Rizzuto produjo dos con hit  y Sturm otra con imparable para acercar al Yanquis 5-7. Y en el cierre de la octava vino el empate sensacional con sencillo de Tommy Henrich y  jonrón de Keller que igualó a siete. Sin embargo los Medias Blancas anotaron en la novena la carrera que sería del gane con sencillos de Darío Lodigiani, el gran amigo de DiMaggio, de Luke Appling que se sacó la espina de la rola de mal bote y el empujador de Myril Hiag, un exyanqui. Cerrando la novena los Yanquis pusieron  dos a bordo con dos outs oero esta vez falló como emergente el pitcher Red Ruffing que dio rola al short.


Después del hit de mal bote, DiMaggio tuvo su cuarta oportunidad en el juego y dio un fuerte batazo que parecía se iría  sobre la barda del jardín derecho pero el jardinero derecho Taft Wright le robó un jonrón con una gran atrapada, brincando en la bardita al llegar corriendo.

El novato Phil Rizzuto bateó dos hits en cuatro veces con dos carreras empujadas. Ya estaba como shortstip titular de Yanquis, que quedó a dos juegos del líder Indios con Boston a tres y medio. El juego duró  2.05 horas ante 10,442 aficionados. Jack Hatlet fue el pitcher ganador y Johnny Murphy el derrotado. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario