Por muchos años me ilusionaba al pensar que, con el tiempo, iba a poder tener un diario de solamente BEISBOL, lo cual resultó una idea imposible de realizar. Afortunadamente logré parte de mis sueños al poder armar una página de internet que me permite recordar a los grandes héroes y los momentos inolvidables que ha tenido el rey de los deportes en su glorioso pasado.

Tomás Morales Fernández

miércoles, 4 de junio de 2014

TEMA DEL DIA

ENIGMA DE MELO ALMADA
EN NUEVO LIBRO DE BEISBOL

EL PRIMER MEXICANO EN
LLEGAR A LIGAS MAYORES

ACABA de salir a la venta un muy interesante libro de Beisbol sobre la vida, dentro y fuera del diamante, del que fue el primer jugador mexicano en llegar a Ligas Mayores, Baldomero “Melo” Almada. Nacido en Huatabampo, en la Sonora querida de mi formidable padre, y es precisanente su hijo, el destacado y conocido cronista Eduardo Almada, quien se dio a la tarea de escribir un libro sobre el gran jugador que es un orgullo de México.

MELO ALMADA

Y vaya si se estaba necesitando de este libro ya que los años pasan con la velocidad del viento y nuevas generaciones no llegan a conocer a los héroes del pasado, Melo Almada jugó siete años en Grandes Ligas de 1933 que llegó con los Medias Rojas de Boston a 1939 en que se despidió de la gran carpa con los Dodgers de Brooklyn, un equipo con mucho carisma.
Eduardo Almada hace un gran trabajo al relatar los días de su padre destacando en el diamante y de los días que la pasó en casa con su familia. El enigma de Melo Almada de por qué decidió retirarse tan pronto, a los 27 años de edad, trata de ser conocido en este gran trabajo que me imagino le llevó mucha horas  de investigación y de poner en orden los pasajes de su vida al lado de su padre.
CON SENADORES
En su vida romántica nos revela como la hija del dueño de los Senadores de Washington, Clark Griffith, llamdo “el viejo zorro”, se quería casar con Melo. Y vaya si Thelma, así era el nombre de la muchacha de Griffith, era un gran partido. Pero su gran amor estaba en Navojoa, Sonora, y el corazón manda en los seres humanos, sobre todo al momento de elegir a la compañera o al compañero de su vida. Clark Griffith fue por cierto el primer manager que tuvo en su historia el Yanquis de Nueva York y fue lanzador.

EL LIBRO

Nos relata en su libro que Melo Almada llegó a tener una racha de 
29 juegos seguidos dando de hit, lo cual es record para pelotero mexicano en el mejor Beisbol del mundo, y su total de 197 hits en una temporada fue roto hasta la época de Vinicio Castilla en que pasó de los 200 hits. Igualmente habla sobre el record mexicano que tiene de juegos consecutivos embasándose. En sus siete años de Ligas Mayores bateó Almada para un sólido .284 y para 1939 que fue cambiado al Dodgers de Brooklyn no tuvo buenas relaciones con el famoso manager Leo Durocher.
Almada fue un brillante jardinero central de muy buena defensa y una vez en una Serie Mundial me contó Joe Cronin, ya presidente de la Liga Americana, de lo bueno que era como jugador y bateador cuando estuvieron  juntos con los Medias Rojas de Boston. Cronin fue manager y shortstop
Tuvo dos temporadas sobre los .300 de average, el .309 en 1937 y el .311 en 1938 que fue sin duda la mejor etapa de su carrera.
En el libro usted podrá conocer a Melo Almada jugando otra vez y sus acciones en muchos de los partidos así como los grandes éxitos que tuvieron  él y su hermano Luis Almada en la fuerte Liga de la Costa del Pacífico.
Ya cuando abandonó las Ligas Mayores, Melo Almada fue manager-jugador del Algodoneros de Unión Laguna en parte de la temporada de 1941 de la Liga Mexicana y también  manejó  al Mayos de Navojoa, la ciudad donde tuvo su casa por muchos años, en la vieja Liga de la Costa del  Pacífico.
Tuve la suerte de hablar con él unas cuatro veces en mi vida de cronista y siempre me demostró su calidad humana y el ser una muy fina persona.
-o-
ORGULLO DE MEXICO

Me contó Eduardo Almada que el libro puede obtenerse en las tiendas de souvenirs de los Naranjeros de Hermosillo y de los Yaquis de Ciudad Obregón. O puede ponerse en contacto con él en su correo electrónico   edalmada@pasandolabola.com  o en el teléfono (642) 12708117.

Es un libro que el buen aficionado al Beisbol no debe perderse y que era muy necesario ya que aquellos momentos dorados de nuestro primer jugador en Ligas Mayores, están ya a muchos años de distancia. Un libro que era imperativo escribirlo y del que debe estar muy orgulloso Eduardo Almada. Es como llegar a la cima que uno se ha trazado en la vida de cronista.

No hay comentarios:

Publicar un comentario