Por muchos años me ilusionaba al pensar que, con el tiempo, iba a poder tener un diario de solamente BEISBOL, lo cual resultó una idea imposible de realizar. Afortunadamente logré parte de mis sueños al poder armar una página de internet que me permite recordar a los grandes héroes y los momentos inolvidables que ha tenido el rey de los deportes en su glorioso pasado.

Tomás Morales Fernández

miércoles, 18 de febrero de 2015

AUNQUE BABE RUTH FUE CAMBIADO

AL YANQUIS EN DICIEMBRE DE 1919

LA FAMOSA MALDICION DEL BAMBINO

NACIO EN LA SERIE MUNDIAL DE 1986




Nos dice el escritor Marty  Appel en su formidable  libro “Pinstripe Empire” que lo de “la maldición  del Bambino” que tanto se utilizó en la época moderna nació durante la Serie Mundial de 1986 que los Medias Rojas de Boston estaban a punto de ganar al Mets de Nueva York cuando estos últimos vinieron  de atrás para ganar el sexto juego y luego el séptimo. En el sexto entró  la carrera del gane para Mets con aquel error infantil del primera base Bill Buckner cuando se le fue una rola entre las piernas. Sin embargo han exagerado mucho al ponerle y aumentarle los cuernos de chivo a Buckner ya que los que fallaron fueron los relevistas del Boston que no pudieron sacar los outs que faltaban en el noveno. Ya para cuando vino el error los Mets se habían  quitado las tres carreras de ventaja que tenia Boston en la  novena entrada y luego perdieron los Medias Rojas el séptimo partido.



EL BABE
Fue el cronista George Vecsey del diario famoso New York Times el primero que puso  la frase de “la maldición  del Bambino”.  Y en 1990 se escribió un libro que se tituló de esa misma manera. Desde esos momentos todo el mundo hablaba de “la maldición del Bambino” y se convirtió en un tema de muchos y muchos años hasta que los Medias Rojas ganaron la Serie Mundial del 2004 sobre los Cardenales de San Luis.
Sin embargo nunca antes se había hablado de una maldición por haber cambiado Boston al Yanquis a Babe Ruth que en 1919 conectó 29 jonrones que era una cantidad exagerada para los cuadrangulares que se dieron en aquellos tiempos de la pelota muerta.
Lo que es más, el dueño del Boston dijo que había  cambiado a Babe Ruth porque creaba descontento en el equipo por sus bravatas y su manera desenfrenada de vivir.


EL BAMBINO
Incluso los cronistas más puristas de aquel tiempo pronosticaron, vaya equivocación, que el jonrón  iba a desaparecer pronto del Beisbol y volverían los días  en que los juegos se resolverían por estrategia, toques de bola, bases robadas y esas cosas. Que  Babe Ruth iba a desaparecer pronto y no saldría ningún  otro jonronero.
Sin embargo la razón principal por la que Babe Ruth fue enviado al Yanquis fue porque el dueño de los Medias Rojas de Boston estaba en quiebra. El señor Harry Frazee era un empresario teatral y no tenía  dinero ni para pagar lo que debía del alquiler del Parque Fenway de Boston. Como el mundo del teatro está en Nueva York, en Broadway, el señor Frazee vivía casi todo el tiempo en la gra manzana, teniendo su casa  a unas seis cuadras de donde vivía el dueño del Yanquis, el Coronel Jacob Ruppert.

HARRY FRAZEE

Un día se vieron en un restaurante y Frazee le dijo que podría mandarle a Babe Ruth a cambio de 125,000 dólares, unos jugadores y un préstamo  de 350,000 dolares. Este préstamo fue lo que decidió que Ruth fuera enviado a los Yanquis ya que era entonces un dineral y con él, Frazee podría  recuperarse de su mal momento económico y con un par de obras musicales exitosas podría volver a estar bien  económicamente.
Ed Barrow, que era el jefe de la oficina de los Medias Rojas, le aconsejó que no cambiara a Ruth ya que era un gran pitcher y un gran bateador.
Pero con los bolsillos casi vacíos, el dueño de Boston no tuvo otra alternativa. Lo que es seguro es que no pensó que Babe Ruth iba a dar tantos jonrones y ser tan famoso una vez que cambió de equipo.
Más que eso, lo consideraba un jugador incorregible que él mismo se iba a destruir con todas las cosas que hacía.


LA LEYENDA
La firma del cambio más  famoso de la historia se llevó  a cabo un día después de la Navidad de 1919, con los Yanquis comprando un seguro en Ruth por 150,000 dólares en caso que le pasara algo y no pudiera jugar.
Cuando le dijeron a Ruth que lo habían  cambiado al Yanquis, dijo a la prensa: “Yo ya sabía que me iban a cambiar ya que les pedí 20,000 dólares para la temporada que viene y estaba seguro que no me lo iban a dar y en lugar me cambiarían. Y Yanquis era el más interesado.”
Ruth trato de obtener 15,000 dólares sobre la venta de su contrato pero nunca le dieron un centavo. Y no fue nada fácil convencer a Ruth después del cambio ya que tuvo que ir a verlo el manager Miller Huggins a donde estaba vacacionando en Los Angeles, pero el Babe no quedó impresionado con su nuevo jefe. Nunca creyó que la gente pequeña, los chaparros, eran buenos líderes. Me imagino que nunca leyó sobre Napoleón.

LOU GEHRIG Y BABE RUTH

Ruth había firmado por tres años con Boston a razón de 10,000 dólares cada uno y ahora quería los 20,000 dólares para la campaña de 1920.  En 1919 impuso record de jonrones en las Mayores con 29, teniendo .322 y siendo líder con 114 carreras empujadas. 

GRAN PITCHER CON BOSTON
Aunque le dijeron  que solamente lo iban a utilizar como jardinero también estuvo en la lomita para tener record de 9-5 y terminar su carrera en Boston con 89-46. Y los Yanquis no le podían ganar casi ya que tuvo record de 17-5 contra Nueva York, mejor incluso que los números que tuvo muchos años después el mexicano Teodoro Higuera contra los Yanquis. Finalmente el Coronel Ruppert lo impresionó y firmó  por los 20,000 dólares.
-o-
La Guía Oficial de Beisbol de 1920 dice cosas tan absurdas que el que  escribió me imagino terminó  en el manicomio. Aquí está lo que dijo:
“Cuestionamos severamente el juicio del equipo de Nueva York en haber obtenido  otro jugador que no tiene respeto para sus obligaciones, que en ningún  sentido de la palabra es un jugador que juega para el equipo, y que es un busca problemas de acuerdo al señor Frazee. Además el precio que pagaron por él es exorbitante.



“Pero dejando aparte el mucho dinero que gastaron ¿cómo van a salir artísticamente?. Con la ayuda de Mays (el pitcher Carl Mays) los Yanquis quedaron en tercer lugar en 1919 y el Boston, con todo y los 29 jonrones de Ruth, finalizaron en quinto.

COACH CON DODGERS



Al adquirir a Ruth los Yanquis se llevan a un jugador incontrolable. Aumentan demasiado su nómina y no   van a ganar en nada, a excepción de que rompa su propio record de jonrones.  Los jonrones nunca ganaran, ahora o en el futuro, campeonatos para los equipos. Ya lo demostraron los Medias Rojas con el mal final que vieron en la temporada pasada.”
-o-
Hasta allí el escrito en la Guía del Beisbol 1920 en que todo lo que dijo el comentarista fue al revés. Los aficionados de Boston se enojaron mucho y querían que Harry Frazee se fuera del equipo.
Pero Frazee estaba convencido que la indisciplina de Ruth era mala para el resto del equipo y que si le había  salido bien al cambiar al famoso jardinero Tris Speaker, saldría bien otra vez. Pero se equivocó. 


RUTH CON BRAVOS EN 1935 SALUDA A GEHRIG
Frazee se convirtió en el hombre más odiado en la historia de Boston y el odio fue aumentando cuando desde su primera temporada en Nueva York, Ruth se convirtió en una celebridad, y ahora solamente jugando el jardín impuso nuevo record de jonrones con un total de 54.


RUTH CON EL JOVEN JOE DIMAGGIO
Año tras año la fama de Ruth fue aumentando  hasta tener un sueldo más alto que el presidente de los Estados Unidos, a lo cual él llegó  a comentar aquello tan famoso de: “Merezco ganar más que el presidente porque tuve mejor temporada que él.”
Ruth había sido uno de los grandes pitchers de ese tiempo con Medias Rojas y en las Series Mundiales de 1916 y 1918 tuvo record de 3-0 con la marca de 29 entradas y dos tercios sin permitir carrera, una cifra que fue mejorada por Whitey Ford del Yanquis en la Serie  Mundial de 1961 y luego superada por Mariano Rivera, aunque es diferente abrir juegos que relevar.

El caso es que Babe Ruth llegó como regalo de Navidad para los aficionados al Yanquis el 26 de diciembre de 1919 y comenzó la nueva era de los jonrones y más jonrones. Aunque nadie la llamó “la maldición del Bambino” hasta la Serie Mundial de 1986 en que Boston tenía todo para ganar al Mets y terminó perdiendo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario