Por muchos años me ilusionaba al pensar que, con el tiempo, iba a poder tener un diario de solamente BEISBOL, lo cual resultó una idea imposible de realizar. Afortunadamente logré parte de mis sueños al poder armar una página de internet que me permite recordar a los grandes héroes y los momentos inolvidables que ha tenido el rey de los deportes en su glorioso pasado.

Tomás Morales Fernández

lunes, 22 de junio de 2015

CATEDRALES DEL BEISBOL

EXHIBITION STADIUM DE TORONTO



LA PRIMERA CASA DE LOSAZULEJOS











La hermosa ciudad de Toronto  tuvo finalmente en 1977 un equipo de Ligas Mayores al entrar junto a Seattle como equipos de expansión a la Liga Americana y para entonces  tuvieron  que jugar en un parque que usaban para Futbol Americano y aconducionarlo para Beisbol. Se llamaba el Exhibition Stadium que sin utilizar las gradas lejanas muy detrás de las bardas quedó con aforo para 40,000 espectadores para los juegos del rey de los deportes. Con este estadio acondicionado la ciudad de Toronto  estuvo por un buen tiempo  a punto de adquirir la franquicia de los Gigantes de San Francisco que entonces tenía  muchas pérdidas ya que la gente no acudía porque el anchuroso Candlestick Paark era demasiado frío para los juegos nocturnos. Ya con un nuevo estadio el público  volvió a ver a los Gigantes y actualmente la fanquicia de San  Francisco  es una sólida y so los campeones del Beisbol.
Toronto había sido por muchas dácadas uno de los orgullos de la Liga Internacional de clase triple A. Los Maple Leafs, Hojas de Maple de Toronto eran una institución en ese circuito por 72años.
Sin embargo  llegó el momento en que el público dejó  de asistir y el equipo estaba perdiendo mucho dinero y subastaron hasta las sillas del Maple Leaf Stadium. Es curioso por cierto que Babe Ruth conectó  su primer jonrón  como pelotero profesional en ese parque de Toronto el cinco de septiembre de 1919 cuando como pitcher del equipo Providence dio un cuadrangular de tres carreras en una victoria de 9-0. La  máxima asistencia que tuvier en su  juego inaugural fue de 22,216 fanáticos en 1953, Era Toronto unos de los pilares de las Ligas Menores y por mucho tiempo se habló de la posibilidad de tener un equipo en Ligas Mayores. Se habló incluso muchos años antes de la construcción del fabuloso Skydome de un parque totalmente techado,
Ya con la franquicia como equipo de expansión los aficionados entraron en un concurso y el equipo fue llamado Blue Jays, los Azulejos, siendo e debut de Ligas Mayores el seies de de abril de 1977 en un juego que con tempertura de osos polares los Azulejos le ganaron al Medias Blancas por 9-5. La distancia de home por las rayas de faul era de 330 pies y se pensó que se iban a dar demasiados jonrones, pero la cifra fue normal como la de los otros parques.
Hay un dato muy interesante ya que el mexicano Héctor “La Malita” Torres, hijo de aquel formidable jugador La Mala Torres, alcanzó a conectar el primer jonrón con la casa llena en la historia de los Blue Jays, Allí está su nombre para la historia.
Los Azulejos solo tuvieron record de 54.107 ese primer año peor una gran asistencia de 1.7 millón degentes.
En 1985 con Bobby Cox de manager estuvieron a una victoria de ganar la corona y estar en la Serie Mundial pero los Reales de Kansas City vinieron de atrás y les arrebataron el titulo. Al paso de los años el estadio con techo fue una realidad pero aun mejor, fue el Skydome el primer estadio con techo que se pone y se quita de acuerdo al clima que haya ese día. Ya cuando Toronto tuvo sus Series Munidlales en 1992 y 93 con Cito Gaston de manager como era el mes de octubre cuando mucho frío y se jugaron siempre los clásicos con el techo cerrado. Nunca olvidaremos cuando asistimos a esas Seies Mundiales en Toronto el frío  intenso que hacía en la calle pero ya entrando  al parque techado uno se sentía formidable.
Por varios años el Skydome estaba lleno todos los días, 55000 espectadores pero el equipo se vino abajo y actualmente aunque hay buenas entrada solo en algunas veces logran los llenos completos de los mejores años.
En lo particular la ciudad de Toronto y su gente me impresionaron. Me hizo recordar los mejores tiempos de Estados Unidos cuando la gente era tan pacífica y con buenos modales. La pasamos muy bien y además ´ tengo un recuerdo formidable de esta ciudad ya que la única vez que transmití juegos de Grandes Ligas desde el parque fue en el play off entre Azulejos de Toronto y Atléticos  de Oakland en 1993. Fui como cronista de Multivisión que dirigía Alfredo Domínguez Muro y en Toronto nos hospedaron en el fabuloso hotel del mismo estadio Skydome y en Oakland en en el Hotel Jack London en honor al gran novelista que era originario de esa ciudad, un lugar estupendo y muy acogedor. Fue algo de solo una vez en la vida, suficiente para hacerme el hombre más feliz del mundo.  Por cierto Toronto ganó esa serie por la corona.  




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada